martes, 3 de junio de 2008

Democracia

Desde Rousseau, podemos decir que la Democracia es tanto una propuesta metodológica, como así también una propuesta legitimista.En primer lugar, Rousseau considera que la democracia es un constructivismo normativo, es decir, un eje jurídico-legal tendiente a desnaturalizar al hombre y es allí donde aparecen las leyes que la rigen. En segundo lugar, nos dice que es una propuesta para legitimar el poder, que cambia la dominación por la autoridad.
Rousseau propone la creación de ese modelo constructivo-normativo no para descubrir un contrato social, sino para crearlo:“No hay más solución que la del convenio normativo o derecho político, porque la ley es anterior a la justicia y no la justicia a la ley” (El contrato social, p. 329).Es preciso un “arte perfeccionado para reunir a los hombres más que tras haber sido ciudadanos” (Ibíd. 297).En efecto, si “no comenzamos propiamente a ser hombres más que tras haber sido ciudadanos, se hace preciso un arte inconcebible que permita obligar a los hombres para hacerlos libres (Ibíd. 309-310).En este contexto, el deber de todo gobierno es y debe ser velar por la soberanía de los ciudadanos y prevenir el abuso de poder.
Cornelius Castoriadis considera a la democracia como una “auto institución” de la colectividad y por la colectividad misma, por ello la define como auto-institución y no como régimen procedimental. Basa esa definición en que las leyes que construyen esa institución son “creadas por los hombres y que sólo los hombres pueden cambiarlas”.La democracia como régimen es, por lo tanto, al mismo tiempo, el régimen que intenta realizar tanto como sea posible la autonomía individual y colectiva y el bien común, tal como es concebido por la colectividad.Para él, la concepción de la democracia como meramente procedimental, es decir, que tiene lugar en una actuación por medio de trámites jurídicos o administrativos, tiene origen en las crisis de las significaciones imaginarias colectivas. Desde su punto de vista, actualmente existe en lugar de democracia, una oligarquía liberal donde el poder está en posesión de unos pocos y posee ciertos límites, y sólo quedan algunas libertades para los ciudadanos.

Roberto Bergonzi
Luciano Golino
Nicolás Moglia
Democracia:
Aparece en Grecia desarrollada por Heródoto. Demos y crato significa gobierno de pueblo.
Para Aristóteles la democracia representaba la deformación de la república porque tenía en vista siempre la búsqueda del bien común, cuando la república se perdía aparecía el gobierno del pueblo que es el (principio de la mayoría en detrimento de la minoría) , para los Griegos era una forma de gobierno pura, ya que siempre prima el bien común no el bien particular. La democracia era la deformación de un buen gobierno entre los siglos III AC y el siglo XIX. A lo largo de esos veinte siglos eran vistos como algo malo, la dictadura de la mayoría, lo contrario a la república.
Los pensadores como Kant y los federalistas la tildan como la dictadura de la mayoría, sinónimo de despotismo.
Después de la Revolución Francesa Robespiere reinstala el concepto de democracia como algo positivo. A partir de allí se liga del espíritu democrático al espíritu moderno hasta convertir el concepto de democracia como se hace hoy en día en sinónimo de república, no puede haber república sin democracia pero si, democracia sin república. Para Sartori (estudia ciencias políticas) la democracia aparece en la modernidad como un principio de legitimidad, poder político que deriva del pueblo, consenso de la ciudadanía y ese consenso se legitima mediante las elecciones, libres, periódicas, obligatorias, etc.
En segundo lugar la democracia es un sistema político llamado a resolver problemas en el ejercicio del poder, no en la titularidad del poder porque la misma la tiene el pueblo.
En tercer lugar se habla de una democracia ideal porque no es algo que se termina es un proceso que se construye día a día.
La primera forma que adquiere la democracia es la liberal, donde se plantea una dimensión empírica y otra normativa sobre que es la democracia, la dimensión empírica plantea el que es y cómo funciona la dimensión normativa, son planteos morales, éticos, sobre la que debería ser, pone un ideal a la hora de analizar un sistema democrático por eso se construye en el tiempo.
Esta surge en la modernidad bajo el modelo liberal protector (la democracia protege los derechos naturales, individuales del hombre, el derecho a la vida, a la libertad, propiedad, etc.). Los liberales conceden el derecho al voto a todos los propietarios como una forma para protegerse (voto calificado, restringido a determinada prioridad).
A fines de los siglos XVIII y XIX Bentham y Stuar Mill (utilitaristas), establecían que quienes no tenían propiedad se excluía el derecho al voto, se crea una estructura de derechos civiles y penales.
El segundo modelo democrático participativo intenta recuperar el espíritu que tenían las repúblicas en Grecia, supone el espíritu de la asamblea, donde los ciudadanos tenían la igual política (isonomia) y la facultad para tomar uso de la palabra en la asamblea (isegoria), luego se llama libertad de expresión, esto suponía que no existía la representación, el ejercicio y la titularidad eran la misma cosa, este modelo fu rechazado por los que auspiciaban en primer modelo, tenían miedo al principio de la mayoría por eso este modelo fue tildado como utópico (impracticable, en Grecia si podía ser utilizado).
El tercer modelo es el actual, es el modelo pluralista competitivo de la democracia, tiene que ver con concebir a la democracia como un sistema político de las elites, (Pareto – Mosca -Robervilehes - teóricos elitistas).
Dicen que no todos pueden gobernarse a sí mismos que tienen que delegar el poder, la elección del gobierno no puede estar en manos del pueblo, sino de una elite a quien los ciudadanos votan y esta elite es la responsable de la nación.
Para este modelo lo más importante es como se elige la elite y esa elección supone una competencia plural por ver quién consigue más votos, esta competencia es el nacimiento de los partidos políticos los cuales son los encargados de analizar la representación.
En cambio en Grecia se buscaba lo unánime se debía depurar a las minorías del sistema, ahora se debe incorporar a las minorías al sistema.
La democracia se fundó con los partidos políticos, la representación se da con el voto, las elites políticas se disputaban el voto en condiciones de libertad.
Bobbio en su libro “El futuro de la democracia”, establece que la democracia es distinta al despotismo porque es absolutismo, limitar la libertad individual, en un pequeño grupo que irrumpen en el poder y cercenan derechos individuales
La democracia supone la heterogeneidad y capacidad de adaptarse a los cambios por lo tanto la democracia es dinámica.
La democracia supone un conjunto de reglas procesales para la toma de decisiones colectivas, en lo que está previsto y organizado.
Democracia es sinónimo de paz y esta depende de dos cosas: en primer lugar la paz mundial depende de que cada vez existen más estados democráticos y en segundo lugar se debe producir un avance del proceso de democratización.
El futuro de la democracia, las ciudades democráticas nunca se consiguen, no se dan desde el punto de vista real, lo que existe es un sistema democrático con dificultades que Bobbio las denomina como promesas incumplidas de la democracia:
La primera promesa es que la democracia no siempre supone pluralismo, la segunda promesa es la existencia de oligarquías partidarias que impiden que aparezcan nuevos dirigentes en la cúpula electoral y pasa a la crisis de representación que derivan en crisis de legitimidad.
La persistencia de esta oligarquía provoca el quiebre institucional de la democracia que supone el desmembramiento de partidos políticos por lo que deben sugerir nuevos partidos que funcionen, no partidos políticos de masa.
No hay partidos formados en la Argentina como el peronismo y el radicalismo.
La tercera promesa nos dice que existe el poder invisible, el poder de las grandes comparaciones, las que tienen el verdadero poder que es invisible y es más fuerte que el poder popular. El representante se desligo del voto y se acerca al poder invisible y termina representado en las multinacionales.
La cuarta promesa nos habla del espacio limitado, la democracia se transforma en un régimen plebiscitario.
La quinta promesa nos muestra la falta de educación del ciudadano, este ejemplo aportado de la vida pública, se refugió en la vida privada, se convierte en un ciudadano pasivo y prima el poder invisible.
Actualmente, según el derecho constitucional, la democracia es el predominio del pueblo es el gobierno de un estado, puede ser:
Directa: todos deliberan, todos deciden.
Indirecta: el pueblo no delibera ni gobierna, sino que por medio de sus representantes.
Semidirecta: el ciudadano no solo participa con el voto, sino también se lo va a consultar, va a participar en la toma de decisiones y cuestiones de la vida pública mediante distintos mecanismos.
Iniciativa popular: un ciudadano presento un proyecto de ley ante el congreso nacional quien en término de un año debe expandirse.
Consulta popular: las autoridades someten a consideración del pueblo distintas cuestiones, puede ser mediante plebiscito o referéndum, pude ser vinculante (obligatorio) o no vinculante.
María José Carassai
Sofía Gorosito
Analía Piñero
María Victoria Scandizzo
Ciclo Lectivo 2010

7 comentarios:

Liliana dijo...

Si la democracia es un régimen legítimo de gobierno en la medida en que los ciudadanos ejercen su autonomía, ¿qué concepto de “ciudadanía” se pone en juego desde esta perspectiva?

Roberto dijo...

El concepto de ciudadanía que podríamos poner en juego desde ésta persperctiva es el de ciudadanía política, porque es esta la que permite una participación de los ciudadanos. Desde éste punto de vista de la Grecia clásica, "es el ciudadano el que participa en las deliberaciones y decisiones que se toma en torno a las cuestiones públicas". Pero también podemos pensar que está en juego la ciudadanía social puesto que en ella se encuentra una doble relación: la de la comunidad hacia el ciudadano y la del ciudadano hacia la comunidad.

luciano golino dijo...

La democracia es un régimen legítimo de gobierno en la cual los ciudadanos ejercen su autonomía.
Hay tres términos de ciudadanía: legal, política, social.
Esta democracia se relaciona con la ciudadanía política, desde la cual las tradiciones republicanas llegan a nuestros días. El ciudadano es el que participa en las deliberaciones y decisiones que se toman en torno a las cuestiones públicas. Una sociedad bien articulada posibilita la participación de los ciudadanos. Es difícil que la ciudadanía sea participativa si no son protegidos los elementales derechos y garantías de los que debe hacerse cargo el estado social.

Liliana dijo...

Me parece pertinente ligar el concepto de democracia propuesto por Castoriadis con el de ciudadanía política, incluso como dice Roberto, con el de ciudadanía social que habilita pensar la relación entre los individuos y su comunidad.
Ahora bien, me parece que también es posible articular el concepto de democracia con el concepto de ciudadanía activa, o el de ciudadadanos como protagonistas al que hace alusión Adela Cortina.
¿Cuál es la opinión de ustedes al respecto?

Roberto dijo...

Para esta opinión tengo en cuenta que Adela Cortina representa, creo, el marco teórico de Kant, desde el punto de vista de que propone un "procedimiento legitimador de las normas y la fundamentación de la universalización de las mismas mediante el diálogo". A la vez propone también la "ética discursiva como legitimación de las normas morales y el proceder dialógico".
Es en este punto donde podríamos articular el concepto de ciudadanía activa.
Ahora bien, se me ocurre pensar también una definición de ciudadanía activa desde Noam Chomsky, otro autor contemporáneo que nos dice: "La democracia participativa presupone la capacidad de las personas para unir sus limitados recursos, para formar y desarrollar ideas y programas, incluirlos en la agenda política y actuar en su apoyo". - (La quinta libertad, Cap. 5, Ed. Crítica, Barcelona, 1988).
¿Podemos encontrar similitud en Castoriadis, Cortina y Chomsky?

Liliana dijo...

Para mi en donde podemos encontrar similitudes entre Castoriadis, Cortina y Chomsky es que la democracia es un regimen legitimo de gobierno en que los cuidadanos ejercen su autonomia.
Para Castoriadis:Considera a la democracia como una "auto-institución" de la colectividad y por la colectividad misma, por ello la define como auto-institución son "creadas por los hombres y que soló los hombres pueden cambiarlas". también dice la democracia como regimen es intentar realizar tanto como sea posible la autonomia individual y colectiva y el bien común, tal como es concebido por la colectividad.
Para Cortina: la democracia para ella representa procedimiento legitimador de las normas y de la fundamentacion de la universalización de las mismas mediantes el dialogo. y a la vez propone a la etica discursiva como legitimación de las normas morales y el proceder dialogico.
Para Chomsky:la democracia porticipativa presupone las capacidad de las persona para unir sus limitados recursos, para formar y desarrollar ideas y programas, incluirlos en la agenda politica y actuar en su apoyo.
Tambien podemos señalar que los trs autores apuntan a una ciudadania activa que defienda sus interes y los de la comunidad.

Gonzalo Casanova.

romero pamela dijo...

Desde mi punto de vista, la frase " el deber de todo gobierno es velar por la soberania de los ciudadanos y prevenir el abuso de poder", define claramente lo que considero que es la democracia.
Es una forma de gobierno, en la cual las decisiones colectivas son adoptadas por el pueblo mediante mecanismos de participacion directa o indirecta, es una forma de convivencia social en la que todos sus habitantes son libres e iguales ante la ley.Romero Pamela